DAKAR 2014

INTEGRACIÓN Y CULTURA

EL DAKAR 2014- Una experiencia inolvidable.

Conozca Potosí

 

Click Aqui !

El Dakar, aventura humana sin igual cuya historia se construye en el corazón de los desiertos más hermosos del planeta, se inscribe en el universo de los desafíos deportivos más importantes de nuestros tiempos. Competición al mismo tiempo que carrera de orientación, el Dakar pone a prueba a los más grandes pilotos de rally raid del mundo, que compiten codo con codo con corredores amateur, embarcados a menudo para hacer realidad un sueño y superar un desafío al manillar de su moto, quad, coche o camión. Unas cincuenta nacionalidades se dan cita cada año en esta mezcla de competición y evento solidario cuya retransmisión televisiva alcanza a mil millones de telespectadores en 190 países.

Una competición deportiva de primer orden

Más que una mera carrera de velocidad, el Dakar exige capacidades de navegación en fuera de pista así como regularidad. En el rally raid, prima la resistencia y los fallos, por pequeños que sean, se pagan caros. Esta mezcla de rigor físico y destreza técnica seduce desde hace más de treinta años a campeones llegados desde horizontes de lo más diversos, todos ellos deseosos de ponerse a prueba y tomarle el pulso a esta carrera inigualable.

Una experiencia humana fuera de lo común

Como la montaña o el océano, los grandes espacios son una fuente de inspiración para los “aventureros”. Participar en el Dakar es, en cierta forma, como escalar el Everest, dar la vuelta al mundo a vela o a remo. El podio de llegada representa un desafío de excepción, en ocasiones el desafío de toda una vida.

Más allá de la clasificación, a los corredores les mueve este deseo tenaz, este sueño casi disparatado. Ya sean pilotos de motos, coches, camiones o quads, comparten una misma ambición, un sentimiento común. La tradición de solidaridad, término que forma parte de los pilares del “espíritu del Dakar”, nace de esta pasión compartida que hace que todos hablen el mismo lenguaje.

Una prueba internacional de marcado carácter nómada

Nacido en África, donde se gesta su leyenda, el Dakar se ve atraído, por definición, hacia lo desconocido. El descubrimiento de nuevos territorios, una de las razones de ser de la prueba, llevó a la carrera a fijarse nuevos rumbos. El Sahara hizo las delicias de los pilotos durante casi treinta años. Ahora, el Dakar se dedica a explorar un nuevo continente, movido por el deseo intacto de sorprender. Convertida en una prueba internacional de marcado carácter nómada, el Dakar se apoya en las ansias de compartir y en la amplitud de miras de sus pilotos, todos ellos dispuestos a explorar los desiertos del mundo.